miércoles, 10 de diciembre de 2014

'LA QUEJA DEL ESPOSO'

Querida esposa:
En virtud de que hablar contigo es prácticamente
imposible (nunca te callas), me he visto en la
imperiosa necesidad de informarte, por este
medio, la siguiente inconformidad: 

Durante el último año, he intentado hacer el amor contigo 315 veces. 
Tuve éxito solo 36 veces, o sea, una vez cada 10 días. 
Lo que sigue, es una lista del por qué fracasé las demás veces: 

-Despertaremos a los niños 22 veces
-Es muy temprano 17 veces
-Estoy demasiado cansada 33 veces
-Es demasiado tarde 11 veces
-Hace demasiado calor 18 veces
-Te hiciste la dormida 39 veces Hace demasiado frío 22 veces
-Me duele la cabeza 27 veces
-No me siento bien 18 veces
-No te has bañado 5 veces
-Tengo la regla 12 veces
-Lo hicimos ayer 16 veces, las 36 veces que tuve éxito, el resultado 
no fue siempre satisfactorio porque: 

-6 veces Permaneciste ahí acostada simplemente.
-4 veces Me dijiste que me diera prisa por terminar.
-7 veces Tuve que despertarte para decirte que había
terminado.
-1 vez Me asusté porque creí haberte hecho daño, ya
que te levantaste y empezaste a respirar agitadamente.
En espera de respuesta a la presente, quedo de ti... 
TU ESPOSO.!!! 

RESPUESTA DE LA ESPOSA : 

Queridísimo esposo:
Ya me hiciste encabronar. Aquí van las razones por las cuales 
no conseguiste más de lo que tuviste: 

-Volver borracho 14 veces
-No volver a casa 30 veces
-Se te puso floja antes de tiempo 16 veces
-No se te paró 34 veces
-Medio se te paró 25 veces (un gusano hubiera hecho
mejor trabajo) 
-Te la pillaste con el cierre 13 veces 
-Estabas resfriado y te goteaba la nariz 7 veces
-Te quemaste la lengua con el café 9 veces
-Me la quisiste meter por detrás 12 veces (pensando
que era por delante, por supuesto)
-Acabaste tú solo después de ver una revista porno 15 veces. 

ACLARACIÓN:

Las veces que permanecí ahí acostada simplemente
fue debido a que te saliste de las sábanas y te
dedicaste a chingartelas a ellas y parecías tan
entusiasmado que no quise moverme y arruinarte el
placer. Aaaaaah... Y la vez que me levanté y me puse a
respirar agitadamente, fue porque en tus
movimientos de pasión, se te escapó un pedo.

Atentamente TU ESPOSA.!!! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.